Los intermediarios del campo

Siempre hemos escuchado críticas severas contra los intermediarios, especialmente por las supuestas ganancias desmedidas que les anotan, ya que su trabajo en la dinámica de mercadeo es tildado de buenas a primeras, como especulador y hasta “hambreador”; pero no se detienen a pensar por qué están presentes allí, cuales son las características de su acción y que beneficio económico se corresponde con la actividad que desempeñan..?

En primer lugar digamos que ellos están allí, porque los productores directos y los comerciantes finales no quieren estarlo. Simplemente aparecieron, para realizar una tarea que otros no quisieron adelantar en cualquier espacio y tiempo del país. Ni siquiera el gobierno que es realmente quien más los fustiga, incrimina y desprestigia. Así de sencillo, los productores ven que su tarea es producir y hacerlo bien, desviarse de ella los puede conducir a realizarla mal. Solo algunas organizaciones gremiales bien constituidas y estables han sido exitosas en algunos eslabones de la cadena de comercialización. Bueno, digámoslo directamente, como expendedores de insumos agropecuarios y muy poco menos como distribuidores o expendedores de productos agropecuarios.
CAMIONES RUTEROS DE LECHE FRÍA


En segundo lugar los intermediarios arriesgan capitales y esfuerzos que otros no quieren o pueden hacerlo, porque en verdad piensan que con un poco de osadía, tiempo y habilidad pueden conseguir un ingreso familiar satisfactorio. Es osado aquel que empuja sus mulas, jeeps, camionetas, camiones, lanchas, chalanas y bongos a sacar productos agropecuarios y paralelamente llevar pertrechos a las unidades de producción, donde nadie quiere hacerlo. Dedican tiempo porque les oscurece y amanece (cargados) con el riesgo de perder su mercancía. Se vuelven habilidosos en utilizar medidas, crear cuentas y negociar sin mucha tecnología. Que haya uno que otro pícaro, no lo ponemos en duda; pero que el trabajo es digno, sacrificado, riesgoso e importante es la norma, ténganlo siempre presente amigos.

En tercer lugar vamos a preguntarles: Si han visto unos maleteros cargados con medicamentos de uso humano y veterinario, caminar por trochas y cerros vendiendo de finca en finca.? Sí han visto cavas “encunetadas” o clavadas en carreteras sin gravilla.? Si han visto gente arreando ganado desde una finca lejana, hasta donde pudo llegar el camión.? Sí han visto tipos cargando a lomo personal o de “bestias” bultos de productos agrícolas, para colocarlos en puntos de entrega distantes.? Sí han visto gente trabajando en Carnaval, Semana Santa y Navidad; llegando de madrugada a los puestos de mercado.? Sí han visto carros atravesados en los ríos y viendo, como su carga se moja o se va rio abajo. Si han visto camioneros retenidos en una alcabala por cualquier motivo fútil, bajo la mirada displicente de funcionarios civiles y militares.? Si han visto personas con cavas de hielo derretido, pescado a punto de pérdida total, aves jadeantes, leche o quesos acidificándose. Bueno si así es, entonces han visto algunos intermediarios y tal vez su opinión mejore y concluyan entendiendo, que el beneficio económico que pudieran obtener por su trabajo, es el que realmente merecen, por su tiempo, sacrificio y riesgo.

                                                                                                                     N.H.

Comentarios

Entradas populares de este blog